Adsence

Sigueme en facebook

jueves, 13 de febrero de 2014

REALIDADES DEL DESAYUNO

Realidades del desayuno

Por el Lic. Erik pinzón

El primer alimento del día es sin duda el más importante, ahora bien la pregunta que se hace la mayoría de los mortales. ¿Un desayuno copioso mejora el rendimiento diario?

Esta pregunta ha dado lugar a muchas investigaciones en todo el mundo; desde los niños en edad escolar en África hasta atletas de élite en Estados Unidos. Hay mucho interés sobre los efectos del desayuno en distintas actividades, incluyendo las funciones cognitivas (como el aprendizaje, el estado de ánimo, concentración y rendimiento en exámenes) y físicas (como el rendimiento de atletas, la pérdida de peso, los niveles de colesterol, etc.). A pesar de la buena prensa que tienen los grandes desayunos, los resultados de las investigaciones no son concluyentes, hay pruebas de peso en un sentido y otro. Existen pruebas claras de que desayunar (contra no desayunar) mejora el rendimiento, pero no parece que el desayuno y el rendimiento tenga una conexión directa de causa y efecto; hay otros muchos factores que afectan a la manera en la que funcionamos.